Juan Gabriel, un niño de nueve años de edad, conquistó las redes sociales con una peculiar solicitud a su maestra.

El pequeño estudia en una escuela rural y se encarga de su casa, su hermanita y sus animales mientras su madre sale a trabajar. Sin embargo, su carga de trabajo diaria se vio interrumpida con la llegada de unos pequeños lechones a su granja, por lo que tuvo que ayudar a su cerdita Cuchi a dar a luz y postergar su tarea.

Una dulce petición

Profe Nancy, buenas tarde. Le puedo decir que no puedo mandar el deber muy prontito porque acabándose las clases mi Cuchi empieza a parir y no sé hasta qué hora estará (en parto). Y como mi mami aún no llega de Paute, yo tengo que estar viendo ahí a la Cuchi. En cuanto acabe de parir le envío el deber. Gracias. Chao. Espero que me entienda.

El mensaje de Juan Gabriel causó ternura en redes sociales, pues deja ver que es un niño bueno, preocupado por sus deberes escolares, su familia y sus mascotas.

Pequeños héroes, grandes lecciones

Niño junto a sus cerditos en un corral; Niño pide a su profesora entregar la tarea tarde para ayudar a su cerdita a parir

Él es un estudiante responsable en cuanto a sus actividades académicas y siempre les inculcamos que deben ayudar en las tareas del hogar.

Hay muchos niños como Juan Gabriel que están en casa, preocupados por cumplir con sus tareas, pero no descuidan sus labores cuando tienen que hacer cosas de la casa.

-Nancy Monrroy, profesora.

La maestra comentó las dificultades que se viven en el sector rural y destacó el interés y la responsabilidad de Juan Gabriel. Historias como estas nos hacen recobrar la fe en la humanidad y, al mismo tiempo, nos recuerdan que los pequeños siempre nos dan las más grandes lecciones de vida.

©











Loading...