Esta es la historia de un encuentro (virtual, ya que el escultor valenciano Andreu Alfaro falleció en 2012) entre un arquitecto que pensó en ser escultor y un escultor al que le hubiese gustado trabajar como arquitecto. La exposición Alfaro Siza, ideas encontradas, que el Espai Alfaro de Godella (Valencia) acoge del 24 de mayo hasta octubre de 2018, nació el día en el que el arquitecto Fran Silvestre –comisario de la exposición– presentó la obra de Andreu Alfaro a su homólogo portugués Álvaro Siza en su estudio en la Rúa do Aleixo, en Oporto. Para Fran Silvestre fue impresionante ver a Siza, con quien trabajó al acabar la carrera, ojear cada una de las obras de Alfaro. “Comparaba las ideas y las esculturas de Alfaro con las suyas propias”. Para el arquitecto valenciano, “sin la obra de Siza –premio Pritzker en 1992– y Alfaro la historia de la escultura y la arquitectura de los siglos XX y XXI no solo sería menos satisfactoria, sino que también estaría profundamente incompleta”.



La exposición consta de cinco apartados. El primero de los capítulos recibe el nombre de Dibujos, y en él se analizan los dibujos de los dos artistas. En este apartado, se profundiza en los dibujos de viajes, desnudos, caballos y mitología. En segundo lugar surge la categoría Dibujos-Esculturas, donde se estudian los dibujos de Siza y las Esculturas de Alfaro, encontrando similitudes temáticas como la representación de la figura humana. El tercero aborda el análisis de la Escultura en la que se tratan temáticas como los módulos, las figuras representativas dentro del panorama escultórico internacional, como el escriba…El cuarto capítulo, Arquitectura-Escultura, muestra un estudio entre la arquitectura del portugués y la escultura de Alfaro, sub dividiéndose la temática entre la línea y la curva, el círculo y el cuadrado, las catenarias, las sustracciones, las series…Y para acabar, en la última categoría se analiza la Arquitectura de ambos autores.

Espai Alfaro es un lugar de tradición artística donde confluyen el arte, el diseño y la arquitectura. Nace como taller y estudio del escultor Andreu Alfaro, proyectado por el arquitecto Emilio Giménez. En 1995 el mismo arquitcto amplió el espacio construyendo el edificio para el Estudio y la Colección Alfaro Hofmann, dedicada a la difusión de la cultura del objeto cotidiano.

©