Situado en el barrio de La Bordeta, l’Àtic per David (el Ático para David) es una reforma que saca mucho partido de la madera de DM. Se utiliza para resolver divisiones y para reprogramar el pasillo, cuestionando los límites convencionales, con el objetivo de ganar amplitud espacial y visual.

El piso original, de 70 metros cuadrados, tenía una configuración propia de los pisos de clase obrera de los años setenta: un largo pasillo y una hilera contigua de habitaciones que no aprovechaban la luz natural procedente de la terraza exterior.

El objetivo principal del proyecto es ampliar la zona de día (sala-comedor) sin perder ninguna habitación. Para optimizar el espacio, se exploraron nuevas formas de uso del espacio doméstico.

©











Loading...